La Casa Jáuregui es una casa ubicada en la calle Paraná 157 de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires donde viviera desde el año 1990 hasta 1996, el activista por los derechos civiles Carlos Jáuregui. Allí se realizaban las cenas de los viernes, abiertas para todxs  aquellxs que quisieran discutir cómo visibilizar la comunidad de Gays, Lesbianas, Trans y Bisexuales en nuestro país.

Fue la casa que le dio nacimiento al colectivo Gays CD, Gays por los Derechos Civiles en el año 1991. Y fue la casa desde donde se elucubró y partió la Primera Marcha del Orgullo GLTB el 28 de Junio de 1992. A partir de un proyecto del legislador porteño Marcelo Ferreryra, a días de cumplirse los 20 años del fallecimiento de Carlos, se colocó una placa que reza: “Desde aquí partió la primera marcha del orgullo. Homenaje de la Legislatura de la Ciudad de Buenos Aires en su 25ª. Realización (1992/2016)”.

Jáuregui fue el primer presidente de la CHA (Comunidad Homosexual Argentina) en el año 1984 hasta 1987. En 1991 fundó la asociación Gays por los Derechos Civiles y al año siguiente encabezó la primera marcha del Orgullo Gay Lésbico en Buenos Aires. También impulsó el primer proyecto de Unión Civil y la inclusión de la orientación sexual en la cláusula antidiscriminatoria de la Constitución de la Ciudad de Buenos Aires.

Las crónicas cuentan que allí se conocieron todxs lxs activistas LGTB que en nuestro presente se han convertido en históricas personalidades que lucharon por la visibilización y derechos de la comunidad LGTBI. Lohana Berkins, Ilse Fuskova, Mocha Celis, César Cigliutti y María Rachid entre otras. También se cuenta que allí se pintó la primera bandera de la marcha del orgullo y donde se confeccionaran las mascaras con papel madera para usar en la primer marcha, donde pocos usaron su propio rostro para movilizarse de Congreso a Plaza de Mayo, ante el miedo de ser reconocidxs.

Para estos primeros activistas fue toda una apuesta hablar de Orgullo en plena década de los noventa, donde no estaba asociada la idea del orgullo por una orientación sexual o identidad de género no heteronormativas. La discusión fue si se iba hablar de marcha de la Dignidad Gay Lésbica o Marcha del orgullo Gay Lésbico.  Con los años se dieron cuenta que en una sociedad que discrimina lo diferente, el orgullo era un posicionamiento político ante años de discriminación.

“La consigna de la Marcha fue “Libertad, Igualdad, Diversidad”, propuesta de Carlos Jáuregui, que se inspiró en la Revolución francesa. Se desistió de hacerla en la avenida del yiro, la Santa Fe, porque los grandes eventos de la historia argentina tienen como centro la Plaza de Mayo, y los levantes no califican como hitos históricos.”, cuenta Alejandro Modarelli sobre las discusiones y performances de la primera marcha del Orgullo Gay Lésbico.